La democracia es la necesidad de doblegarse de vez en cuando a las opiniones de los demás (W. Churchill)

La Iglesia Diocesana de Cartagena celebra este domingo el gran día de la Caridad

caridadEl Obispo de Cartagena, Mons. José Manuel Lorca Planes, convoca a toda la Iglesia Diocesana a participar este domingo, 19 de abril, en Cartagena, en la Celebración Diocesana de la Caridad, como acto central del Año de la Caridad.

Mons. Lorca invita a sacerdotes, comunidades parroquiales y de fe, religiosos y religiosas, seminarios diocesanos, movimientos y asociaciones laicales a participar en esta celebración diocesana: “Os he propuesto vivir este año con el signo de la caridad, pero soy consciente de que quizás no era necesario porque todos conocemos que nuestro primer mandamiento, por ser cristianos, es el del amor a Dios y al prójimo y esto lo sabemos desde pequeños. Pero con todo, quiero insistir en la necesidad que tenemos de ir tomando conciencia de pedir ayuda porque los gritos de los empobrecidos de la tierra están llegando al cielo y por eso os he llamado a todos, para estar juntos, para pedirle al Señor juntos, por medio de su Madre, Nuestra Señora de la Caridad, como pueblo, como Iglesia, comprometidos y dispuestos a responder cuando el Señor nos pregunte: ¿Dónde está tu hermano? Por eso, ven a Cartagena, ven a la celebración de la Iglesia, de la fe”.

A las 16:30 horas del domingo, la Virgen de la Caridad abandonará su basílica para recorrer en procesión las calles Caridad, Duque, San Francisco, San Miguel, Aire y Cañón, y llegar a la explanada del puerto, donde a las 17:30 horas comenzará la Eucaristía, presidida por el Sr. Obispo y concelebrada por más de 200 sacerdotes que viajarán a Cartagena junto a sus comunidades parroquiales.

Finalizada la Eucaristía, la patrona de Cartagena iniciará el regreso a su templo por las calles Mayor, Puerta de Murcia, Santa Florentina, Juan XXIII, San Juan, Serreta y Caridad. La imagen será portada a hombros por portapasos de las cuatro cofradías pasionarias de Cartagena, la Autoridad Portuaria y miembros del Real y Santo Hospital de la Caridad, así como por las personas que quieran, siempre que vistan traje oscuro.