La democracia es la necesidad de doblegarse de vez en cuando a las opiniones de los demás (W. Churchill)

El Arzobispo de Valencia invita a los cristianos a “testimoniar la fe con alegría en la calle, porque Jesucristo no permite la desilusión”

congreso-jovenes-valencia-300x199Más de 1.500 feligreses de parroquias del área metropolitana de Valencia han participado en la peregrinación organizada por la Vicaría III a la Catedral de Valencia con motivo del Año de la Fe, para participar en la eucaristía que ha presidido el arzobispo, monseñor Carlos Osoro, con quien han concelebrado cerca de un centenar de sacerdotes. 

En su homilía, el prelado ha hecho un llamamiento a todos los feligreses a ser “testigos de la esperanza que trae a esta sociedad, en este momento histórico, Jesucristo resucitado” y en este sentido, ha instado a “testimoniar la fe con alegría, saliendo a la calle para anunciar a Jesús resucitado, que nos anima y nos da la esperanza, que no permite la desilusión, sino todo lo contrario”.

Monseñor Osoro ha subrayado que “nadie está para quedarse dentro, sino para salir al encuentro de los demás, para transmitir a Jesucristo, que es nuestra fuerza”.

Al termino de la homilía, el prelado ha vuelto a agradecer el trabajo de todos los sacerdotes de la vicaría, su esfuerzo y dedicación a la labor evangelizadora, en especial a través del Itinerario Diocesano de Renovación, la acción evangelizadora promovida por el prelado en la archidiócesis entre 2010 y 2014.

A este respecto, ha anunciado nuevos proyectos de evangelización en la archidiócesis porque “si Dios nos sigue bendiciendo, estoy seguro que todos, a pesar de que a a veces tengamos muchas cosas que hacer, saldremos en marcha con toda la Iglesia para anunciar la única esperanza cierta y auténtica hoy que es la que nos trae Jesucristo resucitado”

Igualmente, al finalizar la eucaristía, que ha concluido con la interpretación por todos los participantes del himno de la Mare de Déu dels Desamparats, monseñor Osoro ha agradecido también la participación del coro del movimiento diocesano Juniors de la Vicaría III, que ha interpretado los cantos en la eucaristía.

La Catedral de Valencia ha vuelto a habilitar, como ya ocurriera con anteriores peregrinaciones de vicarías, sillas de madera al ser insuficientes los bancos para acoger a todos los participantes de la Vicaría III, que abarca los cuatro arciprestazgos del área metropolitana de Valencia.

En el transcurso de la misa se ha realizado la profesión de la fe con el Credo Apostólico, en la que los fieles “han intervenido con aclamaciones” . Igualmente, los peregrinos han podido obtener la indulgencia plenaria, al haber designado el Arzobispo a la Catedral, junto con la Basílica de la Virgen de Valencia, las Colegiatas de San Bartolomé de Valencia, de la Asunción de Nuestra Señora de Gandia y de la Asunción de Nuestra Señora de Xàtiva, templos jubilares con motivo del Año de la Fe.