La democracia es la necesidad de doblegarse de vez en cuando a las opiniones de los demás (W. Churchill)
NUEVA ARREMETIDA SOCIALISTA CONTRA LA IGLESIA

El PSOE considera que el cristianismo es una “confesión intolerable” y advierte que denunciará los acuerdos con el Vaticano si el Gobierno reforma la ley del aborto

fotonoticia_20130416142638_500Como respuesta al discurso pronunciado el lunes por el presidente de la Conferencia Episcopal Española, cardenal Rouco Varela, la portavoz del PSOE en el Congreso, Soraya Rodríguez, no ha tenido otra ocurrencia que amenazar con la denuncia de los Acuerdos de 1979 entre el Estado español y el Vaticano, al tiempo que ha acusado al Gobierno de “ceder” ante lo que considera  el “chantaje” de la Iglesia Católica a la hora de reformar la ley socialista del aborto, que precisamente fue recurrida ante el Tribunal Constitucional por el Partido Popular cuando estaba en la oposición. “No debe aprobarse la modificación del aborto, afirmó la portavoz socialista, siguiendo los dictados de una confesión religiosa intolerable y si ha habido compromisos anteriores, indudablemente, abordaremos una reflexión a la revisión de estos acuerdos»

En rueda de prensa tras la reunión de ayer de la Junta de Portavoces en la Cámara Baja, Rodríguez criticó que la Iglesia hay recordado al Gobierno “que tiene algunos compromisos con ellos”, suscritos en el Concordato de la Santa Sede y el Ejecutivo, razón por la que defendió el término ‘chantaje’ para utilizarlo como recordatorio» de su contenido, con olvido de que se trata de un acuerdo internacional que vincula a todos los gobiernos, sean del color que sean.

Como se recordará, el presidente de la Conferencia Episcopal Española (CEE), cardenal Antonio María Rouco Varela, recordó este lunes al Gobierno que “persiste la  desprotección legal del derecho a la vida de los que van a nacer y persiste una legislación sobre el matrimonio gravemente injusta” así como la ausencia de protección adecuada para la familia y la natalidad, en especial, para las familias numerosas. Igualmente, el cardenal Rouco destacó en su discurso de apertura de la Asamblea de la CEE que “la calidad de la enseñanza sigue dejando mucho que se desear, siendo así que de ella depende en tan gran medida el futuro de la sociedad”. Para el cardenal, “los pasos dados en estos meses hacia la resolución de estos graves problemas resultan todavía insuficientes”.

En su declaración, la portavoz socialista ha destacado que cuando el PP se encontraba en la oposición “estuvo ocho años del brazo de la Iglesia, manifestándose en las calles de forma conjunta”, y considera que, al ser ahora Gobierno, «debe superar esta situación y legislar de acuerdo con el interés general» y no al particular de la Iglesia o a cualquier otro de tipo económico. Curiosamente, la portavoz socialista quiso olvidar que el PP se había comprometido en su programa electoral a reformar la ley heredada de la anterior legislatura socialista por considerar que iba en contra del espíritu y la letra de la doctrina sentada por el Tribunal Constitucional cuando abordó en 1985 la ley que entonces propuso el PSOE que condicionaba el aborto a tres supuestos concretos.

Igualmente, la señora Rodríguez, que ya había destacado por su pasión abortista al comienzo de la actual legislatura, ha detallado que la reforma del aborto en la que trabaja el Gobierno –y de la que ayer mismo el ministro de Justicia, Alberto Ruíz-Gallardón, señaló que iba a suprimir el aborto eugenésico en caso de malformación– existe una voluntad para coartar la libertad de las mujeres. En ese momento anunció que su partido planteará una modificación importante de los estos con la Santa Sede. “No debe aprobarse la modificación del aborto siguiendo los dictados de una confesión religiosa intolerable y si ha habido compromisos anteriores, indudablemente, abordaremos una reflexión a la revisión de estos acuerdos», ha reiterado.

.