La democracia es la necesidad de doblegarse de vez en cuando a las opiniones de los demás (W. Churchill)
En una entrevista en el Gato al Agua de Intereconomía

Monseñor Reig Pla advierte de un plan internacional para usar el aborto como método para reducir la población

reigpla3El obispo de Alcalá de Henares y presidente de la Subcomisión de Familia y Vida de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Juan Antonio Reig Pla, ha acusado a universidades, partidos políticos, sindicatos, a la ONU, la UNESCO, y a algunas ONG de financiar proyectos para que disminuya la población en el mundo y reducir así el número de «comensales» sentados a la mesa.

En esa «alianza», según ha indicado, entran «derecha, izquierda, centro, partidos políticos, sindicatos, universidades y cultura» porque, a su juicio, todo viene del paradigma que nació «en la revolución sexual» y que ha continuado con «la revolución antropológica que quiere cambiar la naturaleza de la persona y el ser de las cosas». El obispo añade, en una entrevista a Intereconomía y que recoge Europa Press, que detrás de este plan hay «grandes poderosos».

Sobre el caso español, ha señalado que no derogar la Ley del aborto es «una verdadera barbaridad, una barbarie» y ha destacado que la «cultura de la muerte» tiene «aliados en todas partes»: sindicatos, partidos políticos y los mismos medios de comunicación. Todos ellos, según ha precisado, hacen que «muchas veces» la mujer se vea «abocada al aborto» pero «dentro de un sistema que, como dice el Papa en la Evangelium Vitae, no es ocasional sino que está científicamente pensado y sistemáticamente establecido como una conjura contra la vida donde están aliados todos».

Además, ha apuntado que «son 17 entre leyes y decretos» los que han ido «contra la vida, el matrimonio y la familia». España, según ha explicado, ha cambiado a través de los «grandes programas del paradigma cultural que nace con la revolución sexual y antropológica» y que, a su juicio, «se ha asentado en el Gobierno». Aunque ha puntualizado que detrás de los cambios jurídicos que se han producido en España, no se encuentra sólo el presidente del Gobierno, sino que hay «un gran aparato» y «programas internacionales que han sido propiciados desde la ONU hasta el Parlamento Europeo».