La democracia es la necesidad de doblegarse de vez en cuando a las opiniones de los demás (W. Churchill)
«Red solidaria de ayuda a las mujeres embarazadas»

El PP de Baleares propone una ley para apoyar a ONGs provida

embarazooEl Partido Popular (PP) quiere promover un nuevo «marco jurídico» para que «ni una sola mujer de Balears» se llegue a plantear el aborto como «única salida posible». Así se plantea en la exposición de motivos de la proposición de ley que ha presentado para su debate en el Parlament, que ya están estudiando el resto de grupos, y que fue anunciada coincidiendo con la celebración del Día de la Mujer el pasado 8 de marzo.

El texto establece completar una serie de actuaciones y previsiones para que «en el ámbito territorial de la Comunitat Autònoma de Balears, exista una red solidaria de ayuda a las mujeres embarazadas que les ofrezca soluciones compatibles con la continuación de su gestación».

El proyecto de ley toma como referencia otras iniciativas similares de comunidades gobernadas por el PP y pasa por poner en marcha un plan integral que haga realidad la existencia de una red de «entidades privadas sin ánimo de lucro» para colaborar en los objetivos de la red.

La diputada de Més Fina Santiago (que fue consellera d’Afers Sociales con el Govern del Pacte) entiende que se trata de una propuesta «ideológica» que tiene por objeto «facilitar subvenciones directas a entidades pro-vida».

«Esto es demasiado evidente, ya que no se incluye ni una sola medida de protección a la maternidad después de un nacimiento, todo son propuestas para continuar con el embarazo».

En Baleares existen varios grupos defensores de la familia y que organizan movilizaciones y festivales contra el aborto.

Mabel Cabrer, la portavoz parlamentaria del PP, no comparte esta interpretación. «La ley ni siquiera cita la palabra aborto», afirma. No es del todo cierto ya que sí aparece citada en la exposición de motivos. Cabrer afirma que no se trata de llevarse ni bien ni mal con las entidades `provida’. «Si todo el problema es que se cite la palabra aborto, lo quitamos», precisa Cabrer.