La democracia es la necesidad de doblegarse de vez en cuando a las opiniones de los demás (W. Churchill)

Los jóvenes católicos de México tienen una cita el 9 de febrero

1_0_655592En el marco de una emotiva cuanto fervorosa celebración eucarística los fieles de la arquidiócesis de México se unieron este 12 de enero para formar parte en la celebración de la Peregrinación Anual de la Arquidiócesis hasta la Basílica de Guadalupe; un evento que reunió fieles y peregrinos de casi los 31 estados que componen la Nación. La celebración multitudinaria contó con la participación de laicos, religiosas, sacerdotes, diáconos y obispos, y estuvo presidida por el Cardenal Norberto Rivera Carrera, Arzobispo Primado de México, quien aludiendo a la “casita del Tepeyac”, dio la bienvenida en particular a los jóvenes participantes, siguiendo el programa de actividades en el marco del Año de la Fe y de la convocatoria de la Misión Juvenil próxima a realizarse el próximo 9 de febrero.

Aludiendo al pasaje bíblico de la multiplicación de los panes el cardenal Rivera Carrera invitó a los presentes a no escatimar los dones que el Señor ha dado a cada uno a fin de que puedan servir para dar a conocer a Cristo. A los jóvenes -en particular- les pidió su participación en la Misión Juvenil, cuyo lanzamiento será el nueve de febrero. Además en su homilía aludió al mensaje que el mismo Arzobispo primado de México escribió, para, citamos, “suscitar en los jóvenes esa fe que tiene que crecer, esa fe que tiene que madurar, esa fe que tiene que llegar a dar frutos y sobretodo esa fe que les va a dar el sentido de la vida que están llevando, porque esa fe los va a llevar a un encuentro vital con Cristo, para que Él sea el centro de su vida. Sea Él quien anime e ilumine a ustedes en lo personal, a sus familias, a sus compañeros de estudio o de trabajo, ustedes pueden contagiar esa fe en Cristo Jesús”.