La democracia es la necesidad de doblegarse de vez en cuando a las opiniones de los demás (W. Churchill)
EN LO QUE VA DE AÑO HAN AUMENTADO MAS DE UN 134 POR CIENTO

El CGPJ advierte en el Congreso de un inmediato conflicto social ante el crecimiento de los desahucios

desahucios-noLejos de frenarse con la ley recientemente aprobada, el drama de los desahucios sigue creciendo: en lo que va de año  las llamadas técnicamente “ejecuciones hipotecarias” han aumentado un 134,13% mientras  los procesos monitorios han crecido un 52,38% y los despidos un 24,66%. Estos datos han sido aportados por el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) cuyo presidente, Gonzalo Moliner, apunta como consecuencia inmediata la «creación de un conflicto social».

Ha sido el propio Gonzalo Moliner quien ha ofrecido esta cifras en su primera comparecencia ante la Comisión de Justicia del Congreso para presentar la Memoria del Poder Judicial de 2011, aunque también ha dado cifras correspondientes a este año. Aunque el número de asuntos que entraron en los Juzgados disminuyó un 3,05% en 2012, ha matizado que en los asuntos computados no figuran ni los procesos monitorios, ni las ejecuciones hipotecarias, que han incrementado «notablemente» (52,36% los procesos monitorios y 134,13% las ejecuciones hipotecarias reales).

A la luz de estos datos, ha explicado que, por tanto, no ha descendido la litigiosidad, «sino que se ha modificado la calidad de la misma,siendo sorprendente el incremento de las ejecuciones hipotecarias». Fuentes del CGPJ han precisado, no obstante, que esos datos sobre desahucios corresponden en gran medida a locales comerciales y solares, no sólo a viviendas.

Durante su intervención,Moliner ha manifestado además que prevé «un deterioro judicial» con la desaparición de los jueces sustitutos porque si se mantienen los niveles de litigiosidad los jueces titulares van a tener dificultades para prestar el servicio con rapidez y calidad. Para el presidente del CGPJ, la supresión de los jueces sustitutos con la última reforma de la Ley Orgánica del Poder Judicial es una medida «discutible y de efectos impredecibles» y va a dificultar que el servicio judicial se preste con la rapidez y la calidad que merece la ciudadanía.

Los 5.171 titulares jueces de toda España han contado hasta ahora con la ayuda de un gran número de jueces sustitutos, suplentes o magistrados eméritos«para cubrir las necesidades derivadas de la falta de jueces titulares para llevar adelante la excesiva carga de trabajo que tienen encomendada», ya que en 2011 entraron en los Juzgados más de 9.000 asuntos.

Así, en el último año han prestado servicios 1.467 jueces sustitutos, magistrados suplentes y eméritos que con la nueva ley se suprimen, ya que las sustituciones las harán los jueces titulares. Según Moliner, «sólo con esta ayuda se pudo ir soportando aquella enorme carga de trabajo, y aun así hay Juzgados que superan con mucho sus posibilidades de actuación debido a esa carga excesiva a la que no se le ve futuro, lo que constituye claramente una de las razones del descontento en muchos jueces y magistrados».

A ello se añade que, dada la situación de crisis, no se van a crear las 409 plazas que reclama el Poder Judicial y solo se convocarán 50 plazas el próximo año. No obstante, ha apuntado que la mediación en procesos familiares, penales y civiles han aliviado un poco el volumen de asuntos en esas jurisdicciones.