Una fe fuerte y saludable se alimenta constantemente de la Palabra de Dios (Francisco)
Este sábado 17 de marzo

Benedicto XVI concede indulgencia plenaria a la Santa Faz

Este sábado 17 de marzo, se celebrará el 523 aniversario del “Milagro de la Lágrima” y, por primera vez, se podrá obtener la indulgencia plenaria que el Papa Benedicto XVI ha concedido a todos los que peregrinen hasta el Monasterio de la Santa Faz. Se trata así de un reconocimiento más, ahora por parte de la Santa Sede, de la importancia que tiene la Santa Faz.

Por este motivo a las 11:00 horas, tendrá lugar un via crucis, comenzando en la Plaza Santa Faz (detrás del Ayuntamiento de Alicante) hasta el Monasterio, recorriendo las estaciones restauradas el año pasado. Seguidamente, a las 12:00 horas, se celebrará la Santa Misa en el Monasterio, en la cual, junto con la comunidad de religiosas, cantará el coro “Voces amigas”.

Desde que en 1490, el Papa Inocencio VIII, concedió gracias espirituales a quienes visitaran el templo de la Santa Faz, son muchos los Pontífices que han reconocido su importancia (Clemente VII, Urbano VII, Gregorio XIII, Inocencio XII, Inocencio XIII, Benedicto XIV y Pío VI).

La petición de esta nueva distinción fue realizada el año pasado por el Obispo de la Diócesis, Monseñor Rafael Palmero, junto con el Cabildo de la Concatedral de San Nicolás de Alicante, la Monjas clarisas y los Capellanes. En el documento pontificio recibido con fecha 22 de febrero, se lee: “La Penitenciaria Apostólica, por mandato del Sumo Pontífice, concede Indulgencia plenaria que puede ser alcanzada por los fieles sinceramente arrepentidos si, cumplidas debidamente las condiciones acostumbradas (confesión sacramental, comunión eucarística y oración por el Sumo Pontífice), con devoción visitan la iglesia conventual de las Clarisas de la Santa Faz y allí participan en los oficios en honor a la Santa Faz o al menos dedican un tiempo razonable a piadosas consideraciones ante la sagrada imagen expuesta a la pública veneración, concluyendo con la oración dominical, el Símbolo de la fe e invocaciones a Jesús crucificado y su Madre dolorosísima, por la conversión de los pecadores y la extensión del Reino de Cristo por todo el mundo”.

La indulgencia plenaria consiste en “la remisión ante Dios de la pena temporal merecida por los pecados ya perdonados, obtenida para sí mismo o para los difuntos”.

Además de este día 17 de marzo, se podrá obtener desde el jueves de la Romería, fiesta de la Santa Faz, hasta el domingo de la semana siguiente, como también cada vez que un grupo peregrine al Monasterio a venerar el Santo Rostro de Cristo.

Para los ancianos, enfermos, y todos lo que por grave motivo no pueden salir de casa, podrán obtener la Indulgencia plenaria, con tal que uniéndose a aquellos que realicen visita a la Santa Faz “reciten las oraciones –dice el documento- que antes se indicaron ante cualquier imagen de la Santa Faz y ofrezcan los dolores e dificultades de su propia vida a Dios misericordioso”.