La democracia es la necesidad de doblegarse de vez en cuando a las opiniones de los demás (W. Churchill)
Ayudas para la formación de seminaristas y la sustentación del clero nativo en Nigeria

Ayuda a la Iglesia Necesitada envía ayuda a Nigeria tras los atentados que han sufrido los católicos del país

La delegación en Valencia de la fundación Ayuda a la Iglesia Necesitada (AIN), dependiente de la Santa Sede, ha enviado ayudas para la formación de seminaristas y la sustentación del clero nativo en Nigeria.

En ese país la entidad impulsa proyectos pastorales y de desarrollo desde hace varios años, «tras el aumento de los ataques contra iglesias católicas por grupos armados de islamistas radicales», según ha informado el Arzobispado de Valencia en un comunicado.

El responsable de AIN en la zona de Levante, Dominik Kustra, ha explicado que tienen como principio «ayudar a los que ayudan» y, por eso, «colaborar con seminaristas y sacerdotes en países que sufren persecución es uno de nuestros objetivos» porque en ellos «sin la Iglesia no hay formación ni cuidados sanitarios, ni condiciones dignas para vivir».

Las aportaciones económicas se destinan, mayoritariamente, a la adquisición de alimentos básicos «cuyos precios se están duplicando». Igualmente, «otro problema es la electricidad», ha asegurado.

Así, algunos centros, como el seminario mayor católico de Makurdi (Nigeria central), «dependen de un generador que funciona con diesel y el precio de este combustible se ha encarecido un tercio en el transcurso de una semana».

Según Dominik Kustra, la «discriminación religiosa y la persecución de los cristianos en este país africano no es nada nuevo» ya que desde hace varios años observan que aumentan los actos de violencia por motivos religiosos en Nigeria.

«La situación es muy complicada y tensa, aunque Nigeria no se encuentra ante una guerra civil entre musulmanes y cristianos, según palabras del arzobispo de la capital, Abuja, John Olurunfemi Onaiyekan», ha explicado el responsable de AIN.

Ayuda a la Iglesia Necesitada, que atiende a «esta parte de la Iglesia que sufre persecución, intolerancia y discriminación», destinó el pasado año, a nivel internacional, más de 550.000 euros para sufragar las necesidades de la Iglesia nigeriana.

En Valencia, la delegación de AIN, que también destina ayudas a la India, cuenta en la actualidad con 600 «colaboradores fijos» que aportan a lo largo del año donativos y ayudas económicas.

Entre los proyectos que impulsa la fundación figura la construcción y reconstrucción de templos, centros parroquiales, conventos y seminarios, y la formación del clero y de los laicos.

Así, editan y traducen materiales catequéticos y la Biblia en lenguas nativas tribales. Además, dado que «la falta de formación es responsable de la pésima situación sanitaria, la Iglesia también presta su apoyo en este ámbito», ha añadido.

Ayuda a la Iglesia Necesitada es una fundación pontificia, impulsada por el religioso holandés Werenfried van Straaten en 1947, para «ayudar pastoralmente a la iglesia necesitada o que sufre persecución en cualquier parte del mundo». En la actualidad, cuenta con oficinas en 17 países y desarrolla proyectos en 140. Desde 2009 dispone de delegación en Valencia.