La democracia es la necesidad de doblegarse de vez en cuando a las opiniones de los demás (W. Churchill)
CONCLUYE EL CURSO DE VERANO EN EL ESCORIAL

El decano de la Facultad de Humanidades y Comunicación de la Universidad CEU-San Pablo destaca la valiosa contribución de los grupos religiosos al proceso democrático

Paloma Fernández Cárdenas

Ayer concluyó el Curso de verano sobre “La democracia del futuro ante la fe religiosa” en El Escorial, dirigido por Pablo Hispán, doctor en Historia por la Universidad CEU San Pablo. El objetivo de este año ha sido reflexionar sobre el sistema democrático actual de occidente,  promoviendo un diálogo respetuoso y plural, abordado por diferentes personalidades con experiencia política, competencia académica o de opinión pública, comprometidas en facilitar la convivencia sin perjuicio de la ética democrática. 

La última mesa redonda que ha cerrado el curso de este año debatió el tema: “Educación, Medios de Comunicación y Leyes: Estado de la cuestión”, en ella participaron Pilar Álvarez, periodista de El País; José Francisco Serrano, decano de la Facultad de Humanidades y Comunicación, Universidad CEU-San Pablo; y Carlos García de Andoin, director adjunto del Gabinete del Ministro de la Presidencia.

José Francisco Serrano, decano de la Facultad de Humanidades y Comunicación de la Universidad CEU-San Pablo, destacó las contribuciones de los grupos religiosos al proceso democrático dentro de la sociedad civil y en su intervención formuló una pregunta clave: «¿Nos encontramos ante una política sin sociedad, o una sociedad sin política?».

Serrano subrayó la actual situación de escepticismo que existe frente a las sensibilidades normativas, y es que detrás del concepto de lo político, se encuentra una concepción antropológica, una cosmovisión y un sentido de lo humano. También recordó que hemos asistido, en los últimos años, a una campaña sistemática de desprestigio de las propuestas de la política basadas en lo político, denominándolas esencialistas, mientras quienes esto afirmaban implantaban socialmente sus políticas de modernización que también responde a una concepción “esencialista” de Lo político encubierta con talantes de técnica de mercados sociales.

Con respecto al proceso de secularización que se  ha dado en España en estos dos últimos años, el decano de la Facultad de Humanidades y Comunicación, Universidad CEU-San Pablo, ha afirmado que se podría pensar que, en España, en estos últimos años hemos asistido a un proceso de secularización intensiva e inducida de la sociedad y la intensidad de la secularización de la sociedad, a través de leyes que afectaban a la concepción antropológica de la existencia, venía determinada no por una demanda social, sino por un proyecto de convertir España en la punta de lanza de las legislaciones secularizadoras.

También relató las múltiples contribuciones que han hecho a lo largo de la historia los grupo religiosos al proceso democrático dentro de la sociedad civil. «Los líderes mediáticos de la Iglesia, representan la generación más preparada de la Iglesia para el debate público europeo».

Finalmente José Francisco Serrano ha querido recordar las palabras del teólogo Olegario González de Cardenal: «Una sociedad libre es aquella en la que prevalece la razón pública sobre la razón privada, el interés general sobre el interés particular, la abertura a un horizonte de universalidad frente a las situaciones exclusivas de grupos o minorías» y ha insistido en que la secularización en los tiempos actuales probablemente no tiene tanto que ver ya con la separación entre el Estado y la Religión, sino con la cuestión de qué debe hacer el estado ante la diversidad.